RESOLUCIONES: 3 cosas que debes de hacer para lograrlas.

0

Llega un nuevo año y consigo las famosas resoluciones. Creo que todos nos hemos dado cuenta, lo difícil que es establecer todas las resoluciones que nos proponemos en el corazón. En ocasiones logramos algunas y en otras ninguna, parecieran ser imposibles de alcanzar. Le puedo decir que al igual que usted yo también he pasado por eso, sin embargo este pasado año logre alcanzar varias metas logrando tener un año muy productivo y quiero compartir contigo lo que aprendí.

Este pasado año me di cuenta que hay varias cosas que tienen que suceder para establecer de nuestras resoluciones. Lo primero que tiene que suceder es; un cambio de pensamiento. La Biblia le llama; la renovación de nuestro entendimiento. Pero eso no sucede sino hay una realización, ese momento donde recibimos como por revelación aquellas cosas que tienen que cambiar, donde nuestra condición personal se nos hace evidente y en ocasiones tiene que haber un arrepentimiento, hablo del deseo de un cambio de 180 grados donde vemos cambios significantes. Son esos momentos que nos llevan a examinar nuestro proceder.

Ese cambio de pensamiento nos debe llevar al próximo paso; un cambio de rutina. Nada cambiara sino cambiamos lo que hacemos, cuando lo hacemos, con quien lo hacemos y como lo hacemos. Eso incluye la hora en que nos acostamos y nos levantamos, lo que establezcamos como prioridad, aquello que tenemos que dejar o comenzar a hacer. Incluye a aquellos que tenemos que dejar ir y a los que tenemos que recibir y abrazar. Ese cambio de rutina también debe incluir un cambio de alimentación y ejercicio, no estoy hablando de una dieta rigurosa y madrugadas en el gimnasio, hablo de un cambio de alimentación y ejercicios progresivos, donde día a día tomamos decisiones a favor de nuestra salud.

Tercero, la manera en que vemos al prójimo tiene que cambiar. Dios nos ha rodeado de personas maravillosas, con el potencial de añadir valor a nuestra vida. Se puede aprender del más “grande” como del más “chico”, solo tenemos que entender que persona tiene dones, talentos y habilidades que enriquecen nuestro entorno. Se puede aprender muchísimo de una persona cuando nos interesamos en lo que son y no simplemente en lo que nos pueden dar. Nuestro amor, honra y servicio nos abrirá grandes puertas en este nuevo año, te bendigo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deje su comentario !
Por favor escriba su nombre aqui