Resoluciones para el Nuevo Año

0
17

Un nuevo año representa una oportunidad para fijarnos una meta que alcanzar en los próximos meses, por eso existe la costumbre de plantearse resoluciones de año nuevo.

Esta es la lista de las resoluciones más comunes

  1. Hacer ejercicio
  2. Comer más sano
  3. Ahorrar dinero
  4. Leer más
  5. Dejar de beber
  6. Pasar más tiempo con la familia

La lista puede ser extensa……

Pensar en una resolución de año nuevo es la parte fácil; cumplirlas es otra historia.

La mayoría de las personas deciden ir al gimnasio comer sano o dejar de beber. Los gimnasios ven un aumento en los números durante enero, mientras que los bares y clubes ven una disminución en sus ventas.

Pero cuando llega febrero, los gimnasios comienzan a vaciarse y las ventas en los bares ascienden y todo vuelve a estar como estaba. Entonces, ¿Porqué no podemos cumplir con nuestras resoluciones?

Principales resoluciones del 2018/2019

Las tres principales resoluciones de año nuevo para el 2018 fueron: comer más sano, hacer más ejercicio y ahorrar más dinero.

Según una encuesta de 2018, las resoluciones principales para el 2019 serán: hacer más ejercicio, perder peso y ahorrar dinero. Le sorprende lo idéntico de las listas de los dos últimos años?

Me imagino que usted tendrá alguna de estas resoluciones en su lista o tal vez todas, la pregunta es: ¿Porque no puedo cumplir con éstas o algunas de las resoluciones que nos planteamos?

Tendemos a culpar nuestras resoluciones fallidas a la falta de fuerza de voluntad y una mente débil. Más sin embargo el verdadero problema radica en que las resoluciones son irreales, mal planteadas y sin estrategias para lograrlas, por eso al final lo más lógico que se nos ocurre es rendirnos, tirar la toalla. Para ayudarlo a mantenerse enfocado en sus resoluciones de año nuevo, hemos escrito algunos consejos y sugerencias.

Tenga en cuenta que: Saber exactamente lo que quiere lograr y cómo lo hará puede ayudarlo a aumentar sus posibilidades de éxito en 2019.

1. Busque ayuda. Usted no está solo, siempre habrá alguien a su alrededor que es fuerte en el área en que usted es débil, pregúntele a esa persona si quiere ser su mentor para que le ayude a lograr sus objetivos.

2. Objetivos realizables. Comience con objetivos pequeños, para que lentamente empiece a elevarlos.

Es un error el plantearse por ejemplo horas largas y diarias en el gimnasio, más bien inicie una rutina de ejercicios diarios pero cortos de 15 a 20 minutos haciendo ejercicios que lo diviertan no que lo martiricen, así podrá lentamente acostumbrar su mente y cuerpo a ejercitarse, logrando a su vez que el tiempo de ejercicio se incremente de manera natural.

3. Sus objetivos, Sus planes.
Que los planes y objetivos sean suyos, no sugeridos por otra persona, no deje que esto suceda, es bueno contar con ayuda o el apoyo de familiares y amigos, pero debe ser usted quien tome la decisión de cuáles son las metas en las que quiere trabajar.

4. Reducir la lista de resoluciones.
Haga una lista corta de resoluciones, la cual será más fácil de monitorear y cumplir, haga una que esté más cerca de su realidad y necesidad.

5. Monitoree su lista.
En lo que comienza las primeras semanas del año monitoree su lista para poder aplicar correctivos o comenzar de nuevo si es el caso.

El año nuevo debe ser el tiempo para reflexionar sobre lo que pasó el año pasado y prometerse hacer cambios positivos en su vida.

Establecer metas moderadas y alcanzables durante todo el año, en vez de ponerse una meta enorme el primero de enero

Trabaje en sus metas y objetivos de forma gradual pero segura.

¿Quién de verdad te puede ayudar a lograr tus metas?

Hay alguien que usted no debe dejar de lado, alguien que puede hacer una gran diferencia en su vida y puede gradualmente ayudarle a cambiar aspectos de su vida que necesitan un cambio de dirección, ese alguien es Jesús, en el libro de Juan leemos como en el último día de una de las celebraciones más importantes de los judíos, ( como lo puede ser para nosotros el último día del año ), Él dijo lo siguiente:

El último día del festival, el más importante, Jesús se puso de pie y gritó a la multitud:
” ¡Todo el que tenga sed puede venir a mí! ” Juan 7:37

Jesús vino y nos está diciendo que cualquiera que sea nuestra necesidad de cambio, cualquiera que sea tu temor o sueño, Él está listo para darte su Espíritu Santo y caminar contigo para darte salvación y lograr las metas y sueños que Él a plantado en tu corazón.

¿Te atrevas a pedir de esa agua viva?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deje su comentario !
Por favor escriba su nombre aqui